Pasiones

Todo el mundo tiene pasiones en esta vida, y los que digan que no, no es por que no las tengan, sino porque aún no las han identificado o simplemente aún las tienen reprimidas sin querer aceptarlas.

Hoy les hablaré de una y la más grande de mis pasiones: El baile.

Todo comenzó cuando yo tenía 15 años, uno de mis primos me invitó a su grupo de danza folklórica y decidí aceptar, conforme iba a los ensayos y presentaciones, poco a poco me fui enamorando de la danza, y aunque al principio pensé que iba a ser otro de mis intentos fallidos (post: Difícil elección), siempre me gustaba un poco más.

Posteriormente implementaron clases de baile moderno en la escuela y también decidí entrar, y al momento de la primera presentación, fue cuando me di cuenta de que era lo que realmente quería hacer, bailar, no sólo el folklore, el jazz o el hip hop, todos, absolutamente todos los tipos de danza me llamaban cada vez más.

Hoy a mis 18 años les puedo decir que no hay día en el que no piense en bailar, llevo 3 años con esta increíble pasión y sólo es el comienzo de muchísimos más, y a lo largo de ellos me he encontrado con otras pasiones como el teatro e incluso un poco la música. También esta incluido en mi plan de vida ya que está dentro de mi carrera universitaria, ya que caí en cuenta de que todas mis pasiones juntas forman una sola, que es la pasión al arte.

Espero ustedes también tengan mínimo una pasión, si ya la tienen pueden dejarla en los comentarios ;)

Comentarios

Entradas populares de este blog

CINE

Cine Contemporáneo en México